Anthony

Relato desde un anuncio



En 2000 había dos amigos,Juan, con un Polo y Pablo, con un caballo, que se conocieron por una red social de internet. Un día los dos amigos acordaron que cuando tuvieran un trabajo y un sueldo, se irían a vivir juntos. Así sucedió. Los dos decidieron irse a vivir a un piso en Madrid y cada uno partió desde el lugar donde vivía: Juan,desde Galicia y Pablo, desde Barcelóna. Pero las cosas se torcieron un poco. Juan estaba llegando a Madrid por la M-30 cuando un todoterreno pierde el control en un curva y arrolla a Juan, que muere en el acto. Pablo se enteró por las noticias y así se destruyó el sueño de Juan y Pablo de poder irse a vivir juntos.

Antropónimos


Mi nombre Anthony viene del latín y significa "el que se enfrenta con el adversario". Mi nombre me lo pusieron por el abuelo del marido italiano de mi tía por parte de padre.Mi nombre sí me identifica porque dice tal como soy. Se corresponde con mi personalidad. Mi nombre no es vulgar, suena como si perteneciera a la nobleza. Sí es algo extraño porque lo llevan 1.809 personas en España y 8 personas en Córdoba; la edad media es de 36 años.
El personaje histórico seleccionado se llama Anthony Asquith. Vivió entre 1902 y 1968 y fue director de cine británico, hijo de Herbert Asquith, conde de Oxford y primer ministro británico.

Fuentes consultadas:

http://www.nombres-para-bebes.info/personaje.php?nombre=Anthony%20Asquith
http://www.ine.es/tnombres/formGeneralresult.do?vista=1
http://www.misabueso.com/nombres/nombre.php?submit&nombre=antonio

RELATO DEL ABURRIMIENTO


La mañana del diecisiete de septiembre tocaba la primera clase de Lengua y había que levantarse a las ocho menos cuarto. Los días siguientes que toca clase de Lengua, seguimos con la misma rutina de siempre, hasta que salgamos del instituto en las vacaciones de verano.

Todos los días que tengo clase de Lengua salgo del instituto a las tres menos cuarto, me dirijo hacia mi casa y a las cinco y media empiezo hacer las tareas; a las seis y cuarto la de Lengua y todos los días que toque Lengua lo mismo de siempre: hacer las tareas de Lengua por la tarde.

En realidad, todos los días que toca clase de Lengua nunca te aburres porque el profesor es uno de los mejores del instituto porque te entretiene con la labia que tiene y te culturiza con todo lo que sabe. Además, se expresa muy bien a la hora de explicar las clases. Por eso es el mejor y nunca te aburrirás en sus clases.